Crecida de río Bravo incomunica a más de 750 personas en la zona rural de Montecristi

Entre la zona boscosa de las comunidades Río Bravo y Manantiales, un afluente divide a las poblaciones pertenecientes a Montecristi, con las lluvias aumenta su caudal  y deja incomunicados a los ciudadanos.

Los comuneros han colocado montículos de tierra para que los buses y camionetas puedan cruzar, por estas complicaciones el costo de los pasajes también han incrementado.

El ingreso a la comunidad Manantiales se lo puede hacer desde los Bajos de este mismo cantón o por la Ruta Spondylus, el inconveniente se da por la salida del río Bravo cuando llueve.

En esta zona agreste un grupo de docentes buscaba llegar hasta la comunidad de Río Bravo, al no haber paso vehicular debieron ponerse botas para cruzar.

Karla Mero vive en Manta, pero trabaja en la escuela de la comunidad José María Urbina, ella aseguró que desde hace una semana el bus la deja en la comuna Río Bravo, por lo que debe pasar por afluente sin zapatos.

Hace 8 días no hay precipitaciones en este sector, por lo que el afluente mantiene bajo su caudal, sin embrago el río es alimentados por quebradas y esteros de los cantones 24 de Mayo y Jipijapa.

Con la llegada del invierno, el costo del pasaje tuvo un incremento de cincuenta centavos así lo aseguró Ángel Piloso, otro docente que trabaja en esta zona rural, pero él y los comuneros consideran que este inconveniente terminaría con la construcción de un puente, solicitud que es gestionada en la Municipalidad de Montecristi.

En el sitio Manantiales viven más de 750 personas, su jurisdicción fue definida en el 2015 a favor de Montecristi, esta zona se disputaba con Jipijapa.

Oromar Televisión, de Manabí para Ecuador

Facebook comentarios

Informativo NTI

Noticias del Informativo NTI de Oromar Televisión. Desde Manabí para Ecuador