Los Tres Chiflados


Los protagonistas de los Tres Chiflados, Moe Howard (Moises Horwitz), sus hermanos Curly (Jerome Lester Horwitz) y Shemp (Samuel Horwitz) (junto a su amigo Larry (Louis Feinberg)) eran los hijos de Solomon y Jennie Horwitz, una sacrificada familia de inmigrantes judíos de Bensonhurst, Nueva York, provenientes de la pobre Lituania, en la lejana Europa del Este.

Fue tal vez el duro camino que le toco sortear a sus padre lo que inspiró a estos genios de la comedia a crear una comedia anárquica, agresiva, y cínica en algunos momentos, que logró despertar a la conformista, pero a la vez deprimida, sociedad norteamericana de la década del treinta, rompiendo todas las normas sobre el comportamiento “políticamente correcto” en la sociedad.

Pero el camino para formar la leyenda de los Tres Chiflados fue duro y lleno de dificultades, recibiendo a cambio el tributo de un público que no dudó en ovacionarlos hasta el cansancio, (el cual dura hasta hoy en día), pero no así su correspondiente reconocimiento económico, ya que de hecho sólo llegaron a recibir no más de 8 mil dólares por sus producciones, y jamás consiguieron la estabilidad económica que su estrellato les debió.

Facebook comentarios