Autorizan derecho a la eutanasia en Perú

 

Ana Estrada, una activista que sufre de una polimiositis incurable y progresiva, enfermedad que sobrelleva hace doce años, será la primera persona autorizada en ponerle fin a su vida en Perú.

Este miércoles 27 de julio, el Poder Judicial de Perú ratificó de forma definitiva el derecho a una muerte digna a través de la eutanasia de Estrada.

De este modo es como se ha definido el protocolo de eutanasia que estaba pendiente del fallo emitido por el Tribunal Supremo el pasado 15 de julio. Mismo que se efectuará en conjunto con el Ministerio de Salud y la Seguridad Social. 

«Desde que estuve en UCI pedí ver al psiquiatra para que me recete lo indicado porque me quería morir. Pedía morir. (…) Hasta que en el 2017, poco a poco comenzó mi búsqueda. Y claro que en cada negativa me volvía a derrumbar», manifestó Ana en su blog.

La eutanasia en Perú aún es prohibida y penada con tres años de cárcel bajo el tipo delictivo de homicidio piadoso, siendo el de Ana Estrada, un caso especial. De hecho, el desarrollo del documento solo aplica para su caso particular, ya que la justicia se opone a desarrollar un protocolo útil para otros casos, argumentando que esto solo sería posible si finalmente se legisla la eutanasia en el país.

Leer  Banco de Desarrollo aprobó presupuesto para GADS Municipales

Lo que sí está permitido en el país, es la eutanasia pasiva, es decir, que los galenos pueden dejar de administrar medicamentos para mantener a la persona con vida, ya que no se puede obligar al paciente a recibir un tratamiento.